EL PRINCIPIO DE CONTRADICCION
 
Una definición de contradicción: “El principio de no contradicción, o a veces llamado principio de contradicción, es un principio clásico de la lógica y la filosofía, según el cual una proposición y su negación no pueden ser ambas verdaderas al mismo tiempo y en el mismo sentido... nada puede ser y no ser al mismo tiempo y en el mismo sentido; El principio de no contradicción es... una de las leyes clásicas del pensamiento. El principio de no contradicción permite juzgar como falso todo aquello que implica una contradicción.” Wikipedia.
 
 
 
Pero la validez de este principio se restringe a una condición: “al mismo tiempo”. El tiempo, y aún mas, la simultaneidad, son sus requisitos.Este principio fundamental en la lógica clásica, no lo es sin embargo en otras lógicas posteriores, ¿Porque? Entre otras cosas porque el tiempo ya no es absoluto, sino local, de cada ser o sistema.
 
 
 
 
LA ACCION DE LOS CONTRARIOS O LOS OPUESTOS
 
 
En el materialismo dialéctico la contradicción es un concepto central: "Categoría que expresa en dialéctica la fuente interna de todo movimiento, la raíz de la vitalidad, el principio del desarrollo. Es precisamente el reconocimiento de la contradicción en las cosas y en los fenómenos del mundo objetivo lo que distingue la dialéctica de la metafísica. «...La dialéctica es el estudio de la contradicción en la esencia misma de los objetos..." (V.I.Lenin, t.38, pág.249).
En todo caso, los supuestos opuestos, que mueven el mundo, no son en realidad mas que las dos caras dinamizadoras de un mismo fenómeno. El calor y el frío generan el movimiento del viento. ¿Pero es concebible el frío sin el calor? La temperatura es un extenso y en su extensión está su variedad, hasta generar los opuestos.Su carácter de extenso en su variación (medible) es lo que termina por producir la contradicción interna, esta es generadora de movimiento y cambio, es "creadora" 
 
 "Lo  que  es  opuesto une y lo que diverge junta";  "La lucha es la regla del mundo y la guerra es común y engen- dradora y señora  de  todas las cosas"        HERACLITO
 
Aunque el concepto de los opuestos es anterior a Heráclito (en la filosofía occidental) es con Heráclito que encontramos la idea de los contrarios como dinamizadores, o creadores de la realidad, todo nace de la discordia, que crea este mundo cambiante
("nadie se baña en el mismo río").